¿TU SUBCONSCIENTE SABE CUANDO ERES FELIZ CON UNA PAREJA?

¿TU SUBCONSCIENTE SABE CUANDO ERES FELIZ CON UNA PAREJA?

¿TU SUBCONSCIENTE SABE CUANDO ERES FELIZ CON UNA PAREJA?

Cuando estamos inmersos en una relación sentimental ponemos grandes expectativas en ella, y el deseo de que funcione puede ser un fuerte agente protector del vínculo, aun a pesar de que los sentimientos más profundos vayan en contra.

 

 

Conscientemente tenemos muchas estrategias engañosas para convencernos de aquello que queremos, como la racionalización (es que es una bella persona), la negación (ese defecto no tiene importancia), la represión (“sacar” de nuestra mente lo que rechazamos del otro) y un sinfín de mecanismos defensivos que nos mantienen ajenos a la verdad por un tiempo.

 

 

Pero el inconsciente alberga la esencia de nuestras preferencias y es precisamente lo que ha demostrado un grupo de investigación de la Universidad de Florida.

 

 

Freud ya decía que para acceder al subconsciente (https://goo.gl/gEjdrK) contamos con 3 vías: los actos fallidos (lapsus linguae), los sueños y la asociación libre, siendo esta última la usada en el estudio en el que seleccionaron una muestra de 135 parejas recién casadas con un seguimiento de 4 años.

 

 

Analizaron sus impresiones conscientes acerca del matrimonio, mostrándoles pares de adjetivos opuestos (como bueno-malo, satisfecho-insatisfecho) que calificasen su relación, pero además les presentaban imágenes de su cónyuge durante un tercio de segundo, tras el cual tenían que pulsar una tecla  indicando si la palabra mostrada era positiva o negativa. La rapidez de la tarea bloquea todo acto consciente, dejando al descubierto el proceso inconsciente.

 

 

Asociar palabras como bello al pulsador positivo o repugnante al negativo es una tarea fácil. Sin embargo la tarea se complica si la foto del ser amado se coloca entre medias de la decisión. La disonancia inconsciente que genera visualizar la foto de la pareja cuando la relación es buena a el botón negativo (a pesar de que la palabra mostrada lo sea) aumenta los tiempos de reacción y a la inversa (asociar la imagen de la pareja con la que se tiene una relación de conflicto al botón positivo genera el mismo efecto). No es así cuando el triángulo palabra-foto-botón va en coherencia con los sentimientos reales.

 

 

Por tanto, encontraron en las parejas con mejor relación tiempos de reacción muy rápidos para indicar que palabras como “increíble” son “positivas” y muy lentos para indicar que palabras como “horrible” son palabras “negativas".

 

 

La mente es como un iceberg, que flota con una séptima parte de su volumen por encima del agua. Sigmund Freud.

 

Psicóloga en Cáceres y Salamanca. Aurora Gardeta.

Noticias relacionadas

También te pueden interesar estas noticias.

DE ADICCIONES, OBSESIONES Y OTROS MOSTRUOS

Cuando hablamos de adicciones tendemos a pensar en el abuso del alcohol, pastillas, cannabis u otro tipo de drogas. Sin…

LA GENERACIÓN DEL YO Y MI MÓVIL: UNA VERDADERA HISTORIA DE AMOR

Todo empezó por casualidad: ojeando una editorial bien interesante, me topé con un libro titulado: “desde mi ático” que pronto…

EL EXPERIMENTO DE LA VELA: ¿FUNCIONA LA MOTIVACIÓN POR INCENTIVOS?

En 1945 Duncker se inventó el llamado experimento de la vela. Pusieron a un grupo de participantes a resolver la…

LA ECONOMÍA DE LAS CARICIAS

Claude Steiner desarrolló una teoría muy interesante que nos dice que el ser humano para desarrollarse necesita la caricia externa.…

LA CURVA DE LA EMPATÍA

Si te pregunto si te consideras una persona empática, capaz de sentir la alegría o la tristeza de los demás,…

¿QUIÉN ME HA ROBADO EL MES DE ABRIL?

Hay canciones que rinden tributo a lo que sentimos desde hace ya más de un mes. Del resistiré convertido en…